Facebook Twitter Google +1     Admin

.Un despertar diferente.

20100730180518-images.jpg

Santa Clara y un despertar diferente, cuando sin llegar las primeras luces naturales del 26, su gente se apoderó de las calles y entre emociones que conmueven se fueron hacia la Plaza, se fueron a su acto por la Rebeldía Nacional en un reencuentro con parte de la generación histórica de la Revolución. y sus frutos.

 Vi como el primer oxigeno del amanecer a los 57 años de los Asalto a los cuarteles Moncada y Carlos Manuel de Cespedes, llenó los pulmones de miles y miles de hombres y mujeres,. Fusionaban edades e ideas en rostros blancos negros, y amarillos que en un universo compacto demostraban a este mundo que nos hace indestructible.-Algunos hablaban de todo lo vivido en pocos meses, de ese play Of. entre industriales y las Naranjas que estremeció la ciudad.

... Otros conversaban del ornato de las iniciativas que incentivaron la creatividad popular, se todo lo alcanzado en estos años de duro batallar y de lo que nos falta por avanzar para quitar los obstáculos que a veces restan colorido a nuestra obra. Vi. a una pequeña vestida de los colores del 26 , su blusa roja su saya negra, su visera roja, vi. a una anciana casi octogenaria que paraguas en mano enrumbó hacia la plaza..Esa plaza , en laque me pareció ver sonreír al Che, cuando la vio colmada de trabajadores profesionales de estudiantes de jóvenes de ancianos que todos los días de una manera u otra aportan a la creación de valores sociales o económicos.. Ese conjunto escultórico que puede vibrar de nuevo por otro 26, si sabemos hacer y hacer con mayúsculas. En tiempos difíciles de contaminación ambiental y de las neuronas de presidentes de las grandes potencias.

30/07/2010 12:01. Bertha Pulido Francia #. Otros

Comentarios > Ir a formulario

lapulido

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris